Colecistectomía laparoscópica

La extirpación de la vesícula es uno de los procedimientos quirúrgicos más comunes. La cirugía vesícula biliar, hoy en día se realizan por vía laparoscópica. En la medicina este procedimiento se conoce como colecistectomía laparoscópica.

¿Qué es la vesícula biliar?

Es un órgano en forma de pera que descansa debajo del lado hígado, su objetivo principal es recoger y concentrar el líquido digestivo (bilis) producido por el hígado. La bilis se libera de la vesícula biliar después de comer, ayudando a la digestión. La bilis viaja a través de canales tubulares estrechas (conductos biliares) en el intestino delgado.

¿Cuándo causa problemas la vesícula biliar?

Generalmente los problemas de la vesícula biliar son por la presencia de cálculos biliares. Actualmente no es claro por qué algunas forman cálculos biliares, estas piedras puede bloquear el flujo de la bilis de la vesícula, causando su inflamación y provoca dolor agudo abdominal, vómitos indigestión y fiebre.

¿Cómo se detectan las piedras en la vesícula?

Comúnmente para controlar los cálculos se usa ultrasonido y en casos más complejos se realizan exámenes de rayos X.

Hay que tener en cuenta que los cálculos biliares no desaparecen por sí solos. Algunos pueden ser manejados temporalmente con drogas o con ajustes en la dieta y para desaparecerlos la extirpación quirúrgica de la vesícula biliar es el tratamiento as seguro.

Ventajas de la colecistectomía por laparoscopia Preforming:

  • En lugar de una incisión de 6 y 55 pulgadas, la operación requiere solamente de cuatro pequeñas aperturas en el abdomen.
  • Mínimo dolor post-operatorio.
  • Los pacientes suelen experimentar una recuperación más rápida.
  • Regresar a sus labores cotidianas a los pocos días posteriores a la cirugía.

¿Qué preparación se requiere?

La preparación prequirúrgica incluye análisis de sangre, evaluación médica, radiografía de torax y un electrocardiograma dependiendo de su edad y estado de salud.

El cirujano puede solicitar que vacié completamente el colon y limpiar los intestinos antes de la cirugía.

La noche a su operación, usted no debe comer ni beber nada y debe dejar de fumar.

¿Cómo se realiza la extirpación laparoscópica de la vesícula biliar?

La cirugía con el uso de un laparoscopio es la manera más común de extirpar la vesícula biliar. La laparoscopua es un tubo delgado e iluminado que le permite al especialista ver el interior del abdomen.

La cirugía de extirpación de la vesícula biliar se realiza mientras usted está bajo anestesia general, asi que usted estará dormido y no sentirá ningún tipo de dolor.

La operación se realiza de la siguiente manera:

  • El cirujano hace tres a cuatro cortes pequeños en el abdomen del paciente.
  • El laparoscopio se introduce a través de uno de los cortes.
  • Otros instrumentos médicos se introducen a través de los otros cortes.
  • Se bombea gas dentro del abdomen para expandir el espacio. Esto le da al cirujano más espacio para realizar los procedimientos.
  • Se extirpa la vesícula usando el laparoscopio.

¿Qué sucede si la operación no se puede realizar o completar con el método laparoscópico?

En algunos pacientes no se puede realizar el procedimiento con el laparoscopio y es necesario realizar cirugía abierta. La decisión de realizar el procedimiento abierto se determina a criterio del cirujano ya sea antes o durante la operación real, el procedimiento abierto se fundamenta estrictamente en la seguridad del paciente.

¿Pueden ocurrir complicaciones?

La gran mayoría de los pacientes a los que se les realiza laparoscopia son poco frecuentes las complicaciones, pero puede incluir sangrado, infección, neumonía, coágulos de sangre o problemas del corazón.

Consulte a su médico si presenta:

  • Fiebre persistente más de 39° grados C.
  • Sangrado.
  • Dolor.
  • Nauseas o vómitos persistentes.
  • El aumento de la hinchazón abdominal.
  • Tos persistente o falta de aliento.
  • Escalofríos.
  • No poder comer o beber líquidos.
  • Enrojecimiento alrededor de cualquiera de las incisiones que se empeora o cada vez sea más grande.
  • Drenaje purulento (pus) de cualquier incisión.

 

Plan Social

Plan Social

Beneficio para pacientes afiliados al regimen subsidiado de salud o que no esten afiliados al sistema de seguridad social en salud.
Plan Amigos

Plan Amigos

Beneficio para pacientes con cualquier seguro de salud que sufran de enfermedades gastrointestinales que requieren consultas o procedimientos frecuentes.

logo platino web blanco